Miradores de Graus

Sendero de Pequeño Recorrido

DISTANCIA: 26,7 km TIEMPO ESTIMADO: 9 h 50 m DESNIVEL POSITIVO ACUMULADO: 1.250 m TIPO DE RECORRIDO: Circular
Descarga el Track Descarga la ficha en PDF

Iniciamos el recorrido en la rotonda de la plaza Barcelona, donde cruzamos el Ésera y continuamos por la calle Valle de Arán. Estaremos atentos porque a poco más de 200 m un panel y una flecha nos indican el inicio del sendero interpretativo de los usos del agua. Seguiremos el sendero que cruza la carretera de Capella y se introduce en las huertas de Graus para finalizar en una pista próxima al río Isábena. Continuamos junto al río hasta llegar a un punto donde el cauce se estrecha y se ha habilitado una pasarela que nos conduce a la otra orilla (peligro: no cruzar con el cauce del río crecido). Allí tomamos un sendero que discurre paralelo al río entre pinares y antiguos campos abandonados. Llegaremos a una pista (cabañera) que tomamos a mano derecha, alejándonos poco a poco del río. A los 300 m dejaremos la pista para tomar un sendero escarpado que asciende por la ladera en varios zigzags hasta alcanzar la pista de Portaspana donde cruzamos el GR1 (acceso al despoblado). El sendero continua ascendiendo a media ladera entre pinares de reforestación hasta llegar a los restos de la semioculta ermita de San Bartolomé. Desde allí se inicia la ascensión a la sierra que finaliza junto a una pista. El sendero discurre por la parte alta del escarpe, paralelo a la pista, ofreciendo unas hermosas vistas del valle del Isábena. Dejaremos atrás los repetidores y la pista iniciando el descenso que nos lleva al mirador de las Forcas y supera el escarpe de roca aprovechando abrigos naturales de la roca. Llegamos a Graus cruzando el Puente de Abajo donde finaliza la primera parte del recorrido.
Retomamos el camino cruzando la avenida Joaquín Costa (ctra. A-239) para tomar un sendero que remonta el barranco a la izquierda de la Peña del Morral. Cruzaremos el barranco y ascendemos por la ladera salvando el roquedo por la cueva de los Moros hasta alcanzar la cresta, continuando hasta la ermita de San Pedro. Continuamos 200 m por la pista de la ermita para abandonarla por un sendero a mano derecha que discurre entre el pinar y el escarpe. Tras un paso por la roca que nos obliga a prestar atención, continuamos por la parte alta de la Ubaga hasta llegar al sendero de los Templarios (ruta ornitológica). El sendero se introduce en un frondoso pinar de umbría, llega hasta la ermita de San Miguel y continúa en ascenso remontando el barranco de Grustán. Cruzamos la pista junto al GR1 y seguimos por la senda en dirección al mirador de Grustán; punto más elevado del recorrido. Tras un pequeño descenso tomamos un sendero compartido con el GR1 que nos dirige a Grustán. Poco después de dejar atrás la iglesia de Santa María abandonamos el GR por un sendero que desciende rápidamente entre antiguos campos abandonados. El sendero atraviesa la pista por la que desciende el GR y, tras cruzar el barranco de Grustán, se introduce de nuevo en el pinar de la Ubaga. Poco a poco nos vamos aproximando de nuevo a Graus, accediendo a la población por las calles Baltasar Gracián y Santa Bárbara que nos conducen al punto de partida del itinerario.
Atención: debido a su longitud y dado que el trazado realiza un "8" es posible plantear el recorrido en dos jornadas.

Flecha direccional con panel interpretativo ® UTM Desarrollos
Relieves de conglomerados en el entorno de Graus ® UTM Desarrollos
Panel informativo al inicio del recorrido  ® UTM Desarrollos
Llegando a Graus ® UTM Desarrollos